Gatos y calor

Que los gatos buscan lugares calentitos es algo conocido por todos los que vivimos con ellos.

En realidad, lo que hacen los gatos es buscar los sitios más soleados, los más calentitos, para echarse sus largas siestas porque de esta forma el calor del sol equilibra la pérdida de temperatura corporal de su organismo cuando duermen.

Sin embargo, nuestros gatos también acusan el calor y, estos días de altas temperaturas, podemos observar que se mueven mucho menos de lo que es habitual en ellos. Se estiran en los suelos (sobre todo en los de terrazo que son más frescos) y pasan las horas descansando para activarse brevemente cuando empieza a refrescar al anochecer.

En esta época es importante:

  • Proporcionar al gato agua limpia y fresca. El agua se debe renovar a menudo pues no son pocos los gatos que rechazan el agua estancada, y sí muchos que se pirran por el agua que cae del grifo, que está más fresquita y en movimiento.
  • No dejar cerrado al gato en una habitación pequeña sin ventilación. A todos nos gusta movernos con cierta libertad y los ambientes confortables.
  • A algunos gatos les gusta que les refresquen con toallitas húmedas o simplemente con un poco de agua. No es recomendable usar un pulverizador pues se trata más de dar un masaje con las manos mojadas que regar al animal.
  • En caso de salir de viaje, si el gato se queda en casa, es aconsejable dejar a su disposición abundante agua, y asegurarnos de que alguien de confianza pasa a renovarla, al menos, de forma diaria. Si lo llevamos con nosotros, es preciso hacer paradas frecuentes para que pueda beber. Si advertimos que el animal se estresa, podemos colocar en el suelo del trasportín, toallas húmedas para refrescar.
  • Si vamos en coche, nunca dejar al gato encerrado dentro del coche bajo ningún concepto, ni siquiera con ventanas bajadas. Si aumentan las temperaturas, se cuecen literalmente dentro.

2 respuesta a “Gatos y calor”

  1. Buenas, hace unos dias me regalaron un gatito como de 2meses, era muy activo cuando llego,pero ahora no quiere jugar,solo duerme y no come casi nada, además noto su pelo con menos brillo y se le cae y tiene lagañas rojas en sus ojos, esta adelgazando y veo que no usa su arenero tanto como antes, lo llevaremos a un veterinario, pero quisiera tener varias opiniones, si pudiera ayudarme,se lo agradecería mucho por favor

    1. Hola,
      Lo tiene que ver con urgencia un veterinario para realizar una exploración y las pruebas complementarias que determine. Es posible que tenga parásitos pero también puede estar desarrollando alguna enfermedad felina (panleucopenia, calicivirus…) que, en cachorros puede resultar muy grave y debe ser tratada de forma inmediata. Un saludo y mucha suerte,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.